Juntamos estos cinco momentos heroicos de la Piedra Filosofal. ¿Agregarías alguno extra?

Cuando Harry y Ron alertan a Hermione sobre el trol

Cuando un trol irrumpe en Hogwarts, Harry y Ron se supone deben dirigirse a la sala común de Gryffindor. En lugar de eso, se apresuraron a alertar a Hermione quien desconoce el problema debido a que está llorando en los baños para niñas. Gracias, Ron.

De acuerdo, puede que Ron sea la razón por la que Hermione estuviera en el baño para niñas en primer lugar, pero aún así, no tienen porqué arriesgarse ante un trol merodeador para encontrarla, especialmente cuando no son precisamente amigos. Y cuando se enfrentan a la bestia olorosa de 3 metros con un mazo enorme de madera en sus desproporcionadas manos, ellos no huyen. Está bien, nuevamente, ellos sin darse cuenta lo encierran en el baño con Hermione dentro, pero en cuanto se dan cuenta de ello, se apresuran a rescatarla sin pensarlo.

Por su parte, Hermione es rápida en salvar a Harry y Ron de algo quizás más temible que un trol, un grupo de molestos profesores, y asume la culpa de haberse enfrentado al trol en primer lugar. A pesar de todo lo que ocurrió en todos los casos fue bastante heroico, y la razón por la que este trío se convirtió en un trío en primer lugar. Imagínense que esto no hubiera ocurrido…

Cuando Firenze rescata a Harry en el Bosque Prohibido

Se supone que los centauros no deben intervenir en los eventos predichos. Y especialmente menos deberían interferir cargando gente en sus lomos “como mulas de carga”, como dice Bane, incluso si eso significa dejar a un niño a merced de una criatura sangrienta, asesina de unicornios que se esconde en el Bosque Prohibido.

Así que cuando Firenze salva a Harry de la criatura que asesinaba unicornios, sin importarle lo anterior, no sólo se pone en contra a los eventos ya predichos, sino también se pone en contra de sus compañeros centauros. Bane está furioso. Para él, es la labor de un centauro separarse del mundo humano, no ejerciendo influencia en él.

Pero no Firenze. Cuando rescata a Harry, Firenze ignora las expectativas de su manada porque él reconoce algo más importante: manteniéndose juntos es la única oportunidad de derrotar a la cosa que acecha en el bosque, sin importar las predicciones.

Cuando Neville se enfrenta a sus amigos

Desde el momento que aborda el Expreso de Hogwarts, el ansioso Neville es el objetivo perfecto para las burlas del malvado Malfoy, lo que lo hace miserable e incluso más nervioso. Ron, Harry y Hermione siempre le dicen que debe defenderse, y al final lo hace, pero en el peor momento. Cuando se interpone a los tres en su pijama, intentando detenerlos y así evitar que Gryffindor pierda aún más puntos, Neville toma un grande y valiente riesgo. Ha intentado enfrentarse a Malfoy; ahora lo hace a lo más cercano que tiene como amigos. No retrocede, únicamente el hechizo petrificador de Hermione es capaz de detenerlo.

Screen Shot 2017-07-27 at 6.30.41 PM

Sabemos lo que este momento debió costarle a Neville, pero aún así lo hace. Así que cuando Dumbledore reconoce la valentía de sus actos con 10 puntos que hacen ganar a Gryffindor la Copa de las Casas, vitoreamos junto al resto.

Cuando Ron se sacrifica

Si Neville enfrentándose a sus amigos es un tipo de valentía, Ron recibiendo un golpe de una pieza gigante de ajedrez para defenderlos es otra.

Se requiere un tipo particular de heroísmo para enfrentarse a una malvada reina de piedra que quiere derribarte fríamente, para así permitir a tus amigos avanzar. Aún así es lo que hace Ron. Él realiza una valoración inmediata y decisiva durante el juego de ajedrez. Sabe que sin su sacrificio, Harry y Hermione no podrán seguir avanzando en su intento de llegar a la Piedra Filosofal. Así que toma la decisión y no acepta argumentos.

Cuando Harry encara a Voldemort

El ajedrez es un juego de lógica y el sacrificio de Ron es parte de una estrategia – aunque es una que tuviera que ocurrírsele en el momento. Cuando Harry se enfrenta cara a casi cara con Voldemort no tiene mucha oportunidad de hacer estrategia, él queda completamente cegado por los ojos rojos que lo miran por encima del turbante de Quirrell. Sin saber lo que vendría, no hay mucho que pueda hacer Harry excepto pensar rápido y confiar.

latest-1

Es por eso que lo que él espera es tan impresionante. Cuando Voldemort ordena a Quirrell a poner a Harry frente al Espejo de Oesed para saber cómo obtener la Piedra Filosofal, Harry altera las expectativas de Voldemort al visualizarse a sí mismo encontrando la Piedra para mantenerla a salvo. Él no quiere usarla; ni siquiera piensa en la gloria de ser más listo que Voldemort. Harry sólo quiere mantenerla alejada de él. La valentía de Harry es intuitiva e instintiva, y solamente sabe que Voldemort con la Piedra Filosofal sería una mala situación.

Mención Honorífica…

Un acto final de heroísmo es el mejor momento de Scabbers en toda la saga: el momento en el que la vieja rata familiar de Ron muerde al gran amigo abusador de Malfoy, Goyle. Y después se vuelve a dormir. Buena esa, Scabbers.

Fuente: Pottermore

- Afiliado -
Compartir
Proud Gryffindor con ascendencia Ravenclaw. Diseñador, ilustrador, cinéfilo y geek de corazón. Perfeccionista y detallista como buen Virgo.